Hay ciertos tipos de prendas que pueden marcar la diferencia en nuestros looks, sin embargo, no sabemos sacarles partido o tememos hacer un mal uso de las mismas. Las botas y botines son un calzado indispensable en el invierno, pero más allá de estancarte en lo mismo de siempre a continuación te mostraremos cómo potenciar esta prenda y qué trucos debes tener en cuenta para combinarlas adecuadamente.

¿Cómo combinar botas y botines según tu estilo?

Atrévete con el “animal print”

Los estampados de leopardo, serpiente, cebra, jirafa o vaca pueden adaptarse a todo tipo de estilos. Combinar una prenda “animal print” con botas o botines es un riesgo por el que vale la pena apostar, ya que añadiendo este tipo de estampados a tu armario transformarás cualquier look básico, incluidos los invernales.

Los vaqueros “skinny jeans”, tu mejor aliado

Los vaqueros siempre son un “must” independientemente de la estación del año, siendo estos una de las prendas básicas por excelencia. Su mayor ventaja es que pueden combinarse con absolutamente todo, desde añadirle un blazer y darles un toque de formalidad como usar cualquier jersey y optar por un look de diario. En concreto, a las botas y botines le van de forma estupenda los vaqueros apretados como los “skinny jeans”, aunque quedan bien con cualquiera de sus infinitos tipos. Un truco que te hará marcar la diferencia a la hora de usar esta prenda tan versátil es doblarles los tobillos, logrando así estilizar tu cuerpo y hacer que tus piernas luzcan más largas.

Vestidos con botas o botines, la combinación que te sorprenderá.

Tendemos a relacionar los vestidos con el clima veraniego, pero sin embargo en invierno también permiten crear combinaciones increíbles. En el caso de que optes por usar botas altas con prendas cortas no olvides dejar que se vea parte de la pierna, así lucirán ambas prendas y no se acortará la imagen de tu cuerpo.

Crea un “total look”

Este consiste en combinar todo tu outfit del mismo color o mismas tonalidades.

Es una idea con la que siempre acertarás, por lo que puedes usarla cuando no sepas qué ponerte o no tengas tiempo para idear un look. Y ahí es donde entrará la guinda del pastel, añadirle a tu “total look” unas botas o botines.

Apuesta por las faldas de cuero.

Esta prenda creará un contraste increíble en tus combinaciones invernales. ¡Terminará convirtiéndose en una de tus favoritas! Puedes apostar por usar botas altas siguiendo los consejos anteriores, aunque si decides optar por unos botines también obtendrás un resultado increíble.

Escríbenos por Whatsapp